Este tío está tan desesperado por tener sexo que le da igual con que mujer hacerlo; es por ello por lo que al final se ha decantado por metérsela a una amiga de su madre que, por lo menos, tiene un cuerpo que no está nada mal. A ella también le ha parecido bien la idea. Primero le ha sobado las tetas durante un rato y luego ella le ha comido la polla. Ha sido entonces cuando se ha abierto de piernas para dejarse penetrar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *