Esta tía se ha hecho millonaria de la noche a la mañana, y ahora está cumpliendo todas las fantasías que ha ido acumulando durante los últimos años. Lo que ha hecho la muy guarra es esperar pagando a dos negros para tener relaciones sexuales con ella. Primero le ha pedido a uno que le comiera el coño durante un buen rato; cuando se les ha puesto dura, la vieja se ha abierto bien de piernas y se ha dejado penetrar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *