Este hombre piensa que su mujer le está siendo infiel; siempre que quiere tener sexo con ella, le dice que le duele la cabeza, o cualquier otra excusa. Es por ello, por lo que el tío ha colocado una cámara oculta en un lugar estratégico. En el momento en el que ha visto la grabación, se ha encontrado a su mujer bien abierta de piernas, y su mejor amigo con la polla afuera mientras se la estaba metiendo hasta correrse dentro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *