Esta mujer mayor hace mucho tiempo que no siente una buena polla dentro de ella, y por eso ha decidido contratar los servicios de un profesional que le vuelva a dar la vida que necesita. La muy guarra le ha esperado completamente desnuda. En el momento en el que ha llegado la vieja se le ha puesto encima, se ha metido la polla y han empezado a follar como locos. Después el gigoló se la ha metido en varias posturas diferentes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *