Esta mujer se encuentra tranquilamente leyendo una revista cuando ha venido su marido con muchas ganas de sexo y no ha tardado en bajarle los pantalones. A continuación ha hecho lo mismo con la ropa interior. Antes de darse cuenta que estaba comiendo el coño y se lo estabas citando de una forma de lo más especial. Cuando detectado que lo tenía lo suficientemente húmedo, le ha metido la polla hasta que se ha corrido dentro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *